Usa el preenfoque para capturar el momento exacto.

Jon Díez Supat Lecciones de fotografía 2 Comments

Aunque las cámaras réflex actuales sean capaces de usar el autoenfoque de manera efectiva en la mayor parte de las situaciones estáticas, las fotografías de acción siguen siendo un desafío a la hora de enfocar correctamente, sobre todo para los equipos de gama baja o media. Cuando todo se mueve a velocidad vertiginosa, fijar el enfoque de antemano puede marcar la diferencia entre una fotografía oportuna y otra fuera de tiempo. A esta técnica la llamamos preenfoque.

La previsión y el instinto son a veces más rápidos y efectivos que el autofocus de la cámara

Con el preenfoque hacemos uso de nuestra lógica para enfocar previamente el sitio por donde creemos que va a pasar el sujeto a fotografiar. Una vez clavado el foco, activamos el modo de enfoque manual para que, en el momento decisivo, podamos disparar de manera inmediata sin perder esa fracción de segundo que tarda el mecanismo de autoenfoque  y que nos puede hacer perder el instante vital.

El momento justo...

Seguramente nos podemos imaginar muchas situaciones en fotografías de deportes -y especialmente los de  motor- y de fauna donde el preenfoque es útil. Una de sus mayores utilidades la encontramos en las situaciones con poca luz, donde la cámara duda y tarda mucho más a la hora de autoenfocar. Un enfoque previo al punto de interés nos ayudará a que no nos perdamos el momento justo.

El preenfoque es muy útil en la fotografía de espectáculos, a menudo con muy poca luz ambiente.

Muchas veces nos empeñamos en utilizar nuestra cámara como si de una ametralladora se tratase y confiamos en que el autoenfoque,  las ráfagas ilimitadas,  y una paciente evaluación y selección de los cientos de capturas nos acabe dando como resultado un puñado de fotografías con el enfoque perfecto. Aunque la suerte puede jugar de nuestro lado y concedernos resultados satisfactorios, el uso de nuestro instinto, el preenfoque y una preparación cuidadosa nos dará un porcentaje de buenas tomas mucho más alto.
  • Pingback: Bitacoras.com()

  • Unadepolloconmole

    Yo utilizo el enfoque en el otro boton en lugar de tenerlo al apretar a la mitad el boton de disparo, esto me da dos cosas, por un lado puedo reencuadrar rapidamente ajustando la exposicion de otro lado, y por el otro, si el objetivo y la camara quedan inmoviles, puedes hacer muchas tomas sin pensar en el enfoque. y pensando en lo que escribiste de preenfoque, creo que tambien es aplicable