Consejos para fotografía de retrato. La luz directa del sol.

Jon Díez Supat Lecciones de fotografía 3 Comments

Hay horas de nuestra jornada fotográfica que son enemigas para cierto tipo de fotos. Hablamos del sol matador de mediodía con sus rayos derramándose sobre las cabezas de los modelos, haciéndoles guiñar los ojos con muecas poco favorecedoras y delineando sombras por debajo de las cejas que no dejarán bien parados a nuestros retratados.

La luz directa del sol es un elemento poco usable para la mayoría de retratos. Es una iluminación dura y brusca que carece de sutilidad y provoca sombras oscuras que contrastan violentamente con las zonas iluminadas.

Ejemplos de retratos con luz del sol directa. Por Marco Milanesio, Estella Dauer, 0veja y Paulina Contreras

Para hacer retratos en condiciones de luz de sol, usa alguna de las siguientes técnicas:

  • Mueves al sujeto a una zona de sombra uniforme
  • Dejas que el sol le ilumine de perfil, y rellenas las sombras con un reflector o con un flashazo
  • Haz que se ponga de espaldas al sol y utiliza un flash de relleno para iluminar su cara y sus ojos.

Ejemplos de retratos con luz del sol lateral/trasera y uso de flash de relleno. Por David VegaAntonio, José Javier y MDK

Esta última técnica es especialmente efectiva con modelos de pelo largo porque el sol usado como iluminación trasera produce en el pelo un efecto de halo resplandeciente. El flash es indispensable en este tipo de tomas, un reflector no sería apropiado porque puede deslumbrar al sujeto de la misma forma que lo hace el sol.

No existen este tipo de problemas si el cielo está ligeramente nublado: las nubes difuminan los rayos de sol y producen una iluminación mucho más suave y uniforme, ideal para la fotografía de retrato.